Palabras

Cada poco tiempo recibimos, así como sin darnos cuenta, la llegada de una nueva palabra y con ello de un nuevo concepto que naturalizamos de inmediato e incorporamos a nuestras vidas cotidianas como si siempre hubieran estado en ellas.

Un día (ya casi no lo recordamos) incorporamos la patera. Al cabo de algunos años, en un alarde de hilar fino, llegó el cayuco. Luego los maremotos de toda la vida pasaron a ser tsunamis.

Y esta mañana, mientras desayunaba, aprendí lo que es el bunkering. La lista es mucho más larga, pero esto es solo el post de una bloggera.

Autor | Chus Vidal

Foto |anieto2k en Flickr

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s